Sin Categoría

Franco De Uva Dala: El placer está en la próstata

Franco De Uva Dala

El punto P es el equivalente al punto G de la mujer. Estimularlo de forma correcta puede generar mucho placer a un hombre; hacerlo experimentar muchas sensaciones nuevas y extremadamente placenteras. Franco De Uva Dala, explica que el hombre puede llegar al orgasmo no sólo con la estimulación del pene, a través del punto P lo harás llegar.

 

Para la mayoría de los hombres heterosexuales aceptar que son capaces de llegar al orgasmo a través de la estimulación de otro órgano que no sea el pene es un tabú. El tema de la masculinidad en nuestra sociedad está rodeado de demasiados juicios de valor. “Experimentar ciertas cosas no te hacen más o menos heterosexual. La masculinidad de cada hombre ni siquiera se ve afectada por la orientación sexual; una cosa no tiene que ver con la otra. Los hombres que no tienen el privilegio de experimentar de la zona perianal se pierden de un gran placer”, afirma Franco De Uva Dala. 

 

La estimulación de prostática a través de la pared rectal puede provocar un efecto realmente placentero. Según estudios puede provocar sensaciones incluso más placenteras que la estimulación tradicional. 

 

Franco De Uva Dala te enseña la magia de los masajes prostáticos

 

Encontrar el punto P es sencillo, puedes llegar a él de forma interna y externa. La interna: Introduciendo tus dedos a través del recto, y con algunos juguetes sexuales; acompañar este tipo de estimulación con lubricante es fundamental. La externa, es la ideal para principiantes, consiste en dar un masaje suave en la zona que se encuentra entre el escroto y el recto; su aspecto es un pequeño bulto justo en el medio. También se recomiendo lubricar la zona y de esta forma permitir que el contacto de su piel con la yema de tus dedos sea sutil. 

 

Conseguir que tu pareja se sienta relajado es el principal factor determinante para poder conseguir el placer que ambos desean. 

 

Acompaña el masaje prostático con un buen sexo oral, caricias con tus manos y un adecuado uso de tu lengua. Todos estos elementos harán que para él sea un encuentro inolvidable. 

Deja un comentario

También pueden gustarle

Leer más